Trastorno Depresivo Persistente

Home / Trastorno Depresivo Persistente

La depresión persistente es un trastorno que puede aparecer a cualquier edad, aunque tiende a surgir en edades tempranas de forma lenta y progresiva, llegando a afectar el funcionamiento social y laboral de las personas que lo padecen. El trastorno depresivo persistente, conocido todavía por muchas personas como distimia o trastorno distímico, es una afección de carácter crónico. Afortunadamente, existen tratamientos para el control de este tipo de depresión, compuesto por terapias farmacológicas con antidepresivos e, intervenciones con psicoterapia.

Trastorno Depresivo Persistente

El trastorno depresivo persistente es una forma de depresión constante y a largo plazo. Es posible la pérdida del interés en las actividades de la vida cotidiana, y va acompañado de la sensación de desesperanza y de baja autoestima. Aunque este trastorno no es tan grave como la depresión mayor, el estado anímico del individuo puede ser leve, moderado o grave.

Síntomas

Generalmente, una persona que padece el trastorno depresivo persistente tiene de sí misma un concepto negativo, así como una visión pesimista todo lo que le rodea; por lo que les cuesta resolver cualquier tipo de problema. Los síntomas del trastorno depresivo persistente con frecuencia aparecen y desaparecen durante años, y su intensidad puede cambiar con el tiempo. Sin embargo, los síntomas no suelen desaparecer durante más de 2 meses por vez.  Las señales más comunes de este trastorno son:

  • Falta de interés en las actividades diarias.
  • Tristeza, sensación de vacío, depresión.
  • Desesperanza.
  • Cansancio y falta de energía.
  • Baja autoestima, autocrítica o sentirse incapaz o inútil.
  • Dificultades para concentrarse y tomar decisiones.
Neurocirujanos en Mexico Especialistas en Cirugía de Adenoma Hipofisario Tumor de Cerebro_v001
  • Irritabilidad o enojo excesivo.
  • Disminución de la actividad, eficacia y productividad.
  • Evitar las actividades sociales, aislamiento.
  • Sentimientos de culpa y preocupaciones por el pasado.
  • Falta de apetito o comer demasiado.
  • Problemas para dormir

¿Cuáles son las Causas del Trastorno Depresivo Persistente?

El trastorno depresivo persistente afecta a un gran número de hombres y mujeres, siendo padecido aproximadamente por un 5% de la población; aunque existe una mayor vulnerabilidad en el sexo masculino ante este trastorno. Existen diferentes elementos que intervienen en el desarrollo de este trastorno, entre ellos encontramos:

  • Factores temperamentales (neuroticismo, el cual es una dimensión de la personalidad que va de la estabilidad a la inestabilidad, lo que los vuelve más vulnerables a presentar trastornos mentales).
  • Factores situacionales (pérdida de los padres o su separación, experiencias adversas o traumáticas).
  • Factores genéticos o fisiológicos (familiares con trastornos mentales y desajustes en algunas sustancias químicas del cerebro).

Se ha establecido que la aparición del trastorno depresivo persistente se relaciona con el abuso de sustancias como el alcoholismo o la adicción a las drogas.

¿Cómo se diagnostica el Trastorno Depresivo Persistente?

Lamentablemente no existen exámenes específicos destinados al diagnóstico del trastorno, no obstante, es posible considerar los siguientes tópicos para realizar una evaluación consistente:

  • Estado de ánimo crónicamente depresivo: La persona debe manifestar un estado de ánimo depresivo durante la mayor parte del día, y en la mayoría de los días.

Presencia de dos o más de estos síntomas

  • Pérdida o incremento del apetito.
  • Insomnio o hipersomnia.
  • Falta de energía o fatiga.
  • Baja autoestima.
  • Déficit de concentración o dificultades para tomar decisiones.
  • Sentimientos de desesperanza.

Los síntomas de los dos puntos anteriores deben de haber permanecido en la persona durante al menos dos años, con periodos de revisión de no más de dos meses. Además se debe tomar en cuenta que:

  • No existen episodios depresivos mayores
  • La persona no ha sufrido un episodio depresivo mayor durante los dos primeros años y los síntomas no explican la presencia de otro tipo de trastorno depresivo.
  • No existen episodios maníacos, hipomaníacos, etc.
  • La persona nunca ha experimentado un episodio maníaco, un episodio mixto o un episodio hipomaniaco. Además, tampoco se cumplen los criterios para el trastorno ciclotímico.
  • No hay presencia de algúntrastorno psicótico
  • Los síntomas no involucran señales de algún trastorno psicótico crónico como la esquizofrenia o delirios.
  • Los síntomas no son causados por drogas u otras enfermedades
  • Los síntomas no pueden explicarse por los efectos fisiológicos del consumo de sustancias psicotrópicas o por alguna enfermedad.
  • Malestar significativo
  • La sintomatología provoca un malestar significativo en la persona, el cual genera a su vez un deterioro en su desarrollo laboral, social o en cualquier otro ámbito en el que se desenvuelva el paciente.

 

 

Tratamiento

En lo que respecta al tratamiento médico del trastorno depresivo persistente, se cuenta con una combinación de sesiones de terapia comunicativa (psicoterapia o terapia psicológica) y medicamentos que pueden ser eficaces para tratar esta afección. No obstante, la elección del tipo de tratamiento dependerá de factores como la gravedad de los síntomas, los tratamientos previos, la presencia de otros trastornos o problemas que requieran tratamiento, la tolerancia a la medicación y las preferencias del paciente.

Los objetivos de la terapia psicológica para el tratamiento de este trastorno son:

  • Identificar las conductas que contribuyen a la depresión y que la empeoran.
  • Identificar los pensamientos negativos relacionados con la depresión y sustituirlos por otros más saludables.
  • Mejorar la capacidad del paciente para enfrentar los problemas y resolverlos.
  • Ayudar a que el paciente explore nuevas actividades que le proporcionen estímulos positivos y satisfacción.
  • Mejorar la capacidad del paciente para relacionarse socialmente y aumentar su autoestima.
  • Hacer que los síntomas de la depresión sean más manejables y menos intensos.
Neurocirujanos en Mexico Especialistas en Cirugía de Adenoma Hipofisario Tumor de Cerebro_v002

Algunos de los medicamentos destinados al tratamiento de esta afección, pueden ser:

  • Inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina (ISRS), como la fluoxetina o el citalopram.
  • Inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina y noradrenalina (ISRSNA).
  • Bupropión.
  • Antidepresivos tricíclicos e inhibidores de la monoaminooxidasa (IMAO).

Es importante recalcar que el consumo de los medicamentos mencionados previamente debe estar prescrito y avalado por el médico especialista que maneje el historial del paciente y controle su evolución. Si sientes alguno de los síntomas de los cuales se hablan en este artículo, tienes una baja autoestima y predominio de sentimientos de tristeza y desgano, no dudes en visitar al médico y asegurar tu salud. Si no cuentas con un especialista de confianza o no sabes a dónde acudir, te invitamos a rellenar el formulario que encontrarás en el costado derecho de este artículo y concertar así una cita con algún miembro del capacitado y reconocido grupo de neuroespecialistas del centro médico Neuro AE. Se encuentran ubicados en la Ciudad de México y te ofrecen servicios de calidad basados en su amplia experiencia, y lo más importante, a un precio asequible.

 

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)

Cargando…

 

¡Contáctanos!

¿Te interesa agendar una consulta con alguno de nuestros neurocirujanos? Llena el siguiente formulario de contacto y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible.